banner ad

Una oda a JEFAS

| March 26, 2017 | 6 Comments

 

Jefas - Telemundo PR

Muy pocas cosas me apasionan tanto en la vida como ver televisión. La televisión es la mejor herramienta para los misántropos y vagos del mundo. Es nuestra zona de confort y nos ayuda a disimular la pobreza, ajá… a nadie engañas con el “Netflix and chill”, la piña está agria y no hay que sentir vergüenza. Ya desde pequeña mis padres debieron imaginar que me había echado a perder al notar que no hacía más que ver  tv local y PBS (de las pocas cosas buenas que te da el ser colonia luego de la beca Pell, claro). No me abochorna decirlo, no supe lo que era cable hasta los nueve años. Lo sé, mi vida no ha sido fácil. Ya después de eso, MTV y TLC llegaron a mi pantalla y el resto es historia. Pero a pesar de la programación chatarra gringa, mi corazón es como el coquí, no importa si vive mejor en Hawái siempre pertenecerá a Puerto Rico y todos sus souvenirs. Así que una vez más regresaba a mis raíces y a la relación de amor y odio con las producciones del patio.

Mi fidelidad por apoyar lo de aquí y falso chovinismo hicieron temer a mi padre de que creciera con una ferviente vocación a volverme bailarina de algún show de Marcano. Lamentablemente no pude tongonear mi cuerpo en “Hot Pants” ceñidos, me tocó vivir el declive de su carrera artística y ver el efímero paso de su copia malhecha, Mr. Cash. He atestiguado muchas de las altas y bajas de nuestra televisión puertorriqueña y ya cuando pensaba abandonar el #yonomequito ocurrió lo inesperado. José Vallenilla Villafañe (no, no se trata de un personaje del Chavo del 8), mejor conocido como Funky Joe decidió sacar la cara por el equipo. Un ángel que no se cansa de dar a su país. Primero con su break de la esperanza “wannabe”, el subestimado show Mete Mano, que fue el acto poético y más comercializado—después del “Susan G. Komen for the Cure”, por supuesto—de vencer al cáncer y ahora como mente maestra tras el primer “reality” de la televisión puertorriqueña JEFAS. 

hqdefault (2)

No puedo mentir, al principio estaba algo escéptica. Justos pagan por pecadores y tantos años sometida al Club de Sunshine y todas sus otras versiones habían conseguido que perdiera la fe en la tv local. No obstante, decidí dejar mis prejuicios a un lado (ayudó bastante que fuera el fin de temporada de mi serie en HBO). Me aventuré a través de JEFAS al glamuroso día a día de cinco mujeres de la farándula puertorriqueña, mujeres que son sinónimo de controversia. Dos de ellas, hasta hace poco estuvieron engalanando las portadas de las revistas Vea y TeVe Guía. Recuerdo con cariño como servían de lectura en cada visita al baño de casa, así como también recuerdo el horrible mueble de mimbre blanco en el que mi madre las apilaba junto al toilette. ¡Ay, cuánta nostalgia! Nada más y nada menos que un elenco estelar compuesto por Ivette Cintrón, Brenda Robles, Bebé Maldonado, Margarita Bernardo y Andrea de Castro Font, llegaron para quedarse convirtiéndose en Los ángeles de Charlie de Puerto Rico.

jefas2

¿Por qué engancha? Porque parte de la premisa de cinco mujeres fracasadas en el amor muy à la Sexo en la ciudad que sobreviven siendo relevantes de alguna manera milagrosa, gracias a los chismes de Dando Candela. Una combinación ganadora para un país en donde Indy Flow se considera una celebridad. Entre drama y comedia, tan natural como la risa de Pedro Juan Figueroa, vemos como estas mujeres son empujadas a ser amigas. Compartiendo almuerzos en The Mall of San Juan y paseos en yate, mientras seducen a strippers, perdón “modelos”. Siendo todas unas “cougars” de primera.

Tenemos a una Ivette Cintrón (o mejor dicho la mitad de Ivette Cintrón, si sigue así va a desaparecer pronto. ¡IVETTE SUAVE CON EL GYM!) cerrada al amor al no superar su atormentado y apasionado por demás, romance con el galán del merengue Toño Rosario. Una Brenda Robles, que come todo lo que le pongan en frente (ya sea hombre o pollo frito) y que vive recordando como ganó y perdió el título del Miss Puerto Rico sin saber que estaba preñá. Ahora siendo madre y padre a la vez de cuatro hijos, ocho perros y dos gatos. Seguimos con Bebé Maldonado, modelo y propulsora anti-islámica que es la historia de superación por excelencia. De la extrema pobreza, pasó a ser exitosa madre y padre a la vez (el papá está “haciendo tiempo”), que cocina un delicioso arroz con salchichas desde su mansión que habita junto a su hija y “prometido sin sortija” que asumo es su manera de decir pelao’ mantenido.

Luego nos topamos con un personaje como Margarita Bernardo, que no hace más que hablar de su insaciable fuego uterino. Está más que lista para enseñarle a Bebé los placeres de un buen cunnilingus lésbico. Y no se espera menos de la ex de la Lcda. Mayra López Mulero. Aunque también coquetea con la idea de ser la madrasta de la JEFA más joven (y casi tan aburrida como Ivette Cintrón) del grupo, Andrea de Castro Font. Hija del ex político corrupto ahora comentarista/chismólogo, Jorge de Castro Font. Quien aparece en uno que otro segmento con su cara de viejo verde, babeando el rostro de Margarita. Andrea otra “madre y padre a la vez”, debido a la relación fallida con el reguetonero El Joey, es la chica fresa que le encanta regodearse en la flema, con todo e inglés perfecto y acento de guaynabicha. Ahora como parte de su labor benéfica le enseña inglés a Bebé, quién estuvo más que sorprendida de aprender que calabaza se dice “pumpkin” y no Halloween.

JEFAS los domingos a las 9:00 p.m. por Telemundo Puerto Rico, ¿es acaso nuestro “Real Housewives of Beverly Hills”? No. Las actuaciones de las muchachas están aún muy por debajo y ninguna ha repartido una galleta o tirado una copa de vino en forma violenta sobre otra. ¿Acaso es JEFAS nuestro “Keeping Up with the Kardashians”? De nuevo la respuesta es no. Aunque no dudo que pueda serlo una vez salga a la luz pública el “sex tape” de Margarita con De Castro Font o cuando revelen finalmente cuántas cirugías se ha realizado Ivette Cintrón (quien nos regaló la icónica frase “me importa un culo”).

Mi punto con todo esto es que tal vez JEFAS no sea el “reality show” de nuestros sueños, pero sí definitivamente la promesa a una serie de papelones imperdibles. Y tal vez, solo tal vez, el inicio de una nueva televisión puertorriqueña. Y solo por ello, merece la pena.

 

About the Author:

Dori (bautizada Dolores del Ruido en honor al disco Romances del Ruido de Baby Rasta & Gringo) nació en Carolina, Puerto Rico cuando el pueblo todavía no tenía liga. Bocona de nacimiento y entrometía por convicción, decidió ser la primera abogada no corrupta de Carola. Como estudiante de leyes, sus pasatiempos son de llevar la contraria solo por joder, no afeitarse los sobacos antes de una protesta, y quejarse de lo mucho que tiene que estudiar.
×
  • FreeBra1n

    Yep… Una Serie de Papelones Imperdibles… jajaja

    • Dorimar Morales

      Así es, y estaremos ready para disfrutarlos jajaja

  • Lenny Hernandez

    Mis discrepancias no son con el artículo sino con tu bio Dorimar.

    1. No eres la primera abogada no corrupta de Carolina, ese puesto lo ocupo yo hace seis años.

    2. Un futuro abogado no estudia “leyes”, es estudiante de derecho. No hay nada más estresante para un abogado revalidado que escuchar o leer a una persona que dice: “estudio leyes”.

    I love you baby, sigue escribiendo ????

    • Dorimar Morales

      No la escribí yo jajaja chill y disfruta de la lectura lol

      • Enrique Melendez

        Que peste a envidia, Dori picheale xD

        • Lenny Hernandez

          Enrique desactiva el “super man” mode y/o el aprovechar estupideces asi para tirarle ???????????????? a las mujeres por internet.

          Esa bio dice Gazoo everywhere ???????????

          Ella me conoce, sabe que fue vacilón y es un chiste interno… tu sabes de esos entre DOS personas. Que papelón Enrique y por presentao’ ???????????