banner ad

Un huracán y el deseo de estar jodío

| October 18, 2008

Photobucket

Macetaminofen, el mismo que Dios creó como obsequio a la mujer boricua, hoy viene para hablarles a ustedes sobre el eterno afán de estar jodios que tienen los boricuas y monos nacidos en Culebra.

En esta semana un huracán se disponía a comernos el joyo porque literalmente venía al reves, cuando me enteré de la noticia Papá Dios dibujó una sonrisa en mis carnosos y eroticos labios pues pensé que comenzaría el temido apocalipsis bíblico en Peñuelas.Ya me los imaginaba amarrandose a los palos de platanos y cantandole a la lluvia implorandole al dios Juracán que no los violara.

Ese deseo solo duro muy poco pues recordé que un huracán es solo el comienzo de una degustación de comida en pote y yo soy muy demasiado mucha cosa como para comer salchichas y cornbeef, que no es otra cosa que carne de yeguas morenas. Los meteorólogos hundieron el botón del pánico y comenzó un relevo por la histeria colectiva en todos los supermercados.

La gente se llevaban los shopping cart de dos en dos para llenarlos de articulos de primera necesidad : cerveza, Don Q, mesas de dominó y carne de cerdo.Incluso, a las 3:00 de la tarde yo vi una señora prostituyendose por dos latas de ravioli. Era un total caos sin contar que Guillermo Torres ,el de Kaos ,no habia olido un panty de nena porque sino eso hubiese estado mucho peor.Yo desconocía el poder de ese fenómeno hasta que llamo a un pana y me dice que no puede atenderme porque le está pegando la manguera a los muebles para reportarselos a FEMA.

Ahi mismo me paré en el medio de la calle, le dí una salsa a un mormón que corría plácidamente bicicleta y le robé su biblia.Saque del baúl de mi carro el resto de la biblias de otras religiones que tengo y me las tire encima no sin antes gritar “LALALALALA” como si tuviese el espíritu santo metio’ encima pues uno nunca sabe de cual jodia religión es Papá Dios.

La pendejá es que no se veía ni una nube, el cielo estaba tan claro como el agua de toilet en el baño de un anciano con un Catéter de Foley.

Horas más tarde el gobernador de Puerto Rico anunció que el huracán no nos daría ni una sutil caricia y que se dejaran de comer mierda pues todo el mundo volvería a trabajar al otro dia.Ese fue el momento idóneo para hacer el más grande fricasé de Imodium pues todo Puerto Rico se cagó en la madre de de Dios, de Aníbal, de los meteorólogos y de la docena de nenes peñolanos que se cogieron las manitas y comenzaron a soplar para que el huracán no llegara y destruyera sus chozitas.Yo tambien me siento medio culpable pues me compré un abanico nuevo en Kmart y sopla bastante fuerte , da la casualidad que ese dia lo tenía mirando el sureste.

Yo no entiendo cuál es ese eterno deseo de vernos mal y esperar que suceda lo peor. En esta isla estan tan aborrecidos que ven todo este suceso atmosférico como una oportunidad para renunciar al progreso , al trabajo y a todo lo que tenga que ver con vivir. Entonces Dios ,que casi no es racista, le da con soplar para ver uno que otro negrito de Loiza volando;sí porque si se detienen a pensar la gente más negrita vive en las costas de Puerto Rico como si se tratara de una conspiración, menos en Ponce porque aqui todos somos rubios y de ojos claros.

En Puerto Rico se lucen cuando ven a conocidos en la calle y esperan con la misma emoción que una quinceañera espera que le rompan el himen el momento en que la trillada pregunta se escupe: “¿Cómo están las cosas? Jodío pero no es
culpa tuya”
, en vez de decir “Bien y mejorando”

No sé porque todavía se insiste en vivir bajo ese yugo esclavizador de “pero…eso es lo que trajo el barco’ ” en vez de tener un deseo genuino de hacer cosas grandes.No se puede aceptar la mediocridad y el complejo a corteja que tenemos en Puerto Rico que gozamos dos meses y lloramos 10.

Vivir con tan baja autoestima da el mismo asco que dos machos provocan al cantar una canción de Gloria Trevi.

De muy pequeño recuerdo cuando mi mamá se quejaba de que le estaban cobrando la luz en exceso.Nosotros casi no gastabamos luz pues haciamos las comidad en el Easy-Bake Oven de mi hermana y casi no se veia televisión ya que el único programa que mi mamá veia era “Ellas al mediodia” asi que no habia razón para el gasto en luz.

Luego, ella iba a las oficinas de la AEE con esta única actitud de Moncha La Grilla con sus leggins
de camuflaje lista para formar un motín. Empezaba a hablar duro y a enseñarle la factura a cuanto cabrón estaba en la fila. Yo decia : “coño, se jodió esto porque mi pai’ no sabe pelear y esta mujer va a formar un Royal Rumble aqui” mientras yo agarraba con fuerza mis muñecos de Teenage Mutant Ninja Turtles para que me dieran de su conocimiento en artes marciales.Al llegar su turno, pagaba tranquila, daba sus “buenas tardes” y le agradecía a la cajera por ser una excelente empleada gubernamental.

Ese mismo dia se iba a la marquesina a esperar al cartero para volverse a quejar de lo mismo. Parece que a todos los boricuas los picaron con la misma tijerita y nos cantaban canciones de cuna con mensajes subliminales para crecer quejandonos de todo.

Si el huracán no llegó, bien. Si no llovió ni un poquito, mejor; pues los terrenos estan saturados debido a la mala planificación de desarrolladores en su mayoria extranjeros.Al analizar todo se llega a la conclusión de que la vida es un suspiro, es fragil, corta como Shorty Castro, fugaz como la rehabilitación de Domingo Quiñonez.No se puede vivir en ese constante deseo de querer afeitarnos las piernas porque tenemos venas varicosas y queremos desangrarnos.

Al parecer ese dicho de que ” si no lloras, no mamas” lo cogieron tan a pecho que no preguntaron qué es lo que están mamando y se zumbaron a llorar.Ya me los imagino a el dia de las elecciones: volvera el caos (esta vez con Guillermo en las urnas) , sentiran esa emoción de que algo grande está pasando y luego bajaran las hormonas como mujer recien parida y nos echaremos en
la espalda el gastado bulto de la actitud derrotista que nos pesa pero que no nos atrevemos a soltar.

Pararse con la frente en alto y llenarse de vida no es una opción, es un mandato, coño.

About the Author:

Gurú farandulero, filósofo, analista político, pinto rejas, hago mudanzas y boto escombros. Autor del worst seller "Las Cavilaciones de un Escritor Loco". Insultos son bien recibidos en Twitter @Macetaminofen
Filed in: Puerto Rico
×
  • Lambecrica

    Palabras con luz… No hay nada mas cerca de la realidad que lo que haz escrito. BTW, dejando lo serio a un lado, debemos tomar este escrito como tu mensaje de lanzamiento a la politica del pais?

  • yocomojoyo

    wow! tan buen blog y nadie a comentado se jodio macetaminofen ya no tiene fanaticada por estaar pensando en bichos parau
    hahahahaha

  • Pues si Maceta se tardo demasia’o en habilitar los comentarios del blog! Ya se me olvido de que trataba y no me dan ganas de leer otra vez, ta largo. Total, ya to’ el mundo se olvido del Huracan. No nos quitaron el IVU. =(

  • Disculpen los de los comments, fue que aparentemente un muchachito con una gorrita y actitud de muerto parao’ me
    bloqueo los comentarios.

  • Dios debe ser racista si, porque siempre manda los huracanes a donde hay muchos negritos: Republica Dominicana, Haiti, Cuba, Bahamas, Louisiana… Y donde comienzan? En Africa!

    Y por alguna razon manda terremotos donde viven muchos chinitos: China, Japon, Korea, el sureste de Asia y California…

  • ja esa es buena…

  • No es que Dios sea racista pero es que los negros siempre ponen a cualquiera de mal humor

  • mesiasapolo

    pobres de los que faltaron al trabajo para romper sus muebles y mojar hasta con meao de sus abuelas los colchones de lascamas para poder robarle a fema ja,ja,ja.

  • Lambecrica

    Ni me sorprende ni lo dudo (lo de los matress), todavia, 10 años despues de Georges hay toldos de FEMA por hay. Oye Gajonauta, no me habia dado cuenta de eso, deben ser mensajitos que se envian de tribu a tribu. Unos por aire, otros por tierra.

  • La Dictadora

    Este post quedo cabron, Mace…la verdad que se me estaba haciendo bien dificil entrar en la pagina, pero gracias a Abbad todo se resolvio.

    Siempre en PR, son locos con que vengan un huracan para comer mierda, aunque la verdad es que a veces se pasa bien chevere…

    Tejiendoooooooooooo, al fin te veo por aqui…te he hechado mucho de menos!!! Te me cuidas!

  • Pingback: Lo mejor del 2008 | La Letrina()