banner ad

Para un héroe llamado Raymond

| June 3, 2014 | 37 Comments

1a-raymond-672013

El diccionario define como héroe a aquel que hace un acto heroico. Con ello queda claro que para ser un héroe no se necesita una máscara y disfraz. No se necesita una pistola, chacos o espadas. No se necesita poder volar, tener rayos láser o garras de acero.  Para ser un héroe no se necesita que el enemigo sea un alien, un monstruo o un desalmado. Para ser un héroe solo se necesitan las ganas de hacer algo bonito por los demás, pues ningún acto es más heroico que este.

Es difícil decir que él es un héroe y no un superhéroe. Quién puede decir que no tiene fuerza sobrehumana, cuando todos los años recaen sobre sus hombros los sueños de una población que lo necesita. Quién puede decir que no es omnipresente si lleva consigo  todos los rincones de la isla. Quién dice que no es un superhéroe cuando ya simboliza un ideal. Flash puede darle la vuelta al mundo en un segundo, pero esa vuelta no tiene la importancia de caminar un tramo del 100 x 35 para dar vida; porque aunque caminando no se cura el cáncer, se da vida a través de la esperanza. Muchos países tienen ejércitos con armas, y ven a sus soldados como héroes. Puerto Rico no tiene su propio ejército, pero todos los años él se viste de general y lidera un ejército de amor.

Hollywood me muestra como Forest Gump comenzó a caminar sin razón aparente, mientras  él nos enseña la misma escena con la mejor de las razones. Hollywood me muestra como un niño se inventa el “Pay It Foward”; él nos enseña  cómo ponerlo en práctica. Hollywood me muestra exoesqueletos para realizar grandes hazañas; él me enseña que para realizarlas solo se necesita ropa deportiva, unas tenis y muchas ganas. Hollywood me muestra héroes que nacen de experimentos fallidos; él me enseña que no hay mejores héroes que esos que nacen de la empatía hacia los demás. Hollywood muestra y él enseña, porque con el tiempo hasta maestro se ha vuelto. Nos enseñaste que la  realidad no solo es más extraña que la ficción, sino que a veces, es mejor.

Estados Unidos tiene a Batman. Inglaterra tiene a James Bond. México tiene a El Chapulín Colorado. Puerto Rico tiene a Raymond Arrieta. Todos esos personajes están brutales, pero yo me quedo con el nuestro. Su compromiso año tras año, su entrega a una causa noble, su deseo de crear conciencia más allá de lo que se recolecta: todo esto lo hace un héroe. Tan héroe como esos que salen en los comics y en las películas. Si un héroe lo que necesita es cambiar su mundo, él ya cumplió.

Gracias Raymond. Gracias por tu convicción. Gracias por actuar desprendidamente y ser un ejemplo para las nuevas y viejas generaciones. Gracias por enseñarnos que seres ordinarios podemos realizar hazañas extraordinarias. Gracias de parte de los que batallaron, los que batallan y los que batallarán. Gracias de parte de esos que hemos tenido que batallar junto a ellos. Gracias de parte de mi abuela y de mi tío. Puerto Rico entero te da las gracias, Raymond. Por siempre gracias.

 

About the Author:

Creador y fundador del mejor blog de Puerto Rico: La Letrina. Maestro de profesión y machinero en fiestas patronales de vocación. Gazoo Starr es un camuyano comprometido con las causas menos nobles del país. Puedes contactarlo a través de Twitter @GazooStarr.
Filed in: Sin Categoria
×
  • Barbie

    Gracias Raymond, pq caminaste por mi. Fui diagnosticada el 7 de mayo 2014…

  • Nomar Abdiel Vazquez Vazquez

    amen.